Quieres buscar algo?

Deportes

Pabellón de la Fama lamenta fallecimiento de Hugo Cabrera

Compartelo

El Pabellón de la Fama del deporte Dominicano lamentó este martes la partida del inmortal Hugo Cabrera de la vida terrenal.

A través de un comunicado de prensa, la institución que agrupa a lo más excelso del deporte nacional cuando pasan al retiro tras haber tenido una brillante carrera dentro y fuera de los escenarios de competencia, dijo que el fallecimiento de Hugo causa un enorme pesar y enluta a la familia del deporte nacional.

“Es una pérdida enorme y lamentable de uno de nuestros principales íconos deportivos de todos los tiempos. Se nos va un deportista como Cabrera que fue Inmenso como atleta y como ciudadano”, reza el comunicado del Pabellón de la Fama.

Dice que el deceso de Cabrera es además una pérdida para el Pabellón de la Fama del Deporte Dominicano, “por tratarse de uno de nuestros inmortales más icónicos”.

La entidad recuerda que Cabrera fue exaltado en el Ceremonial de 1998, en la Clase de Inmortales que incluyó a los connotados periodistas deportivos Max Reynoso y Billy Berroa, José Ramón (Bombo) Ramos, George Bell y Heyda Joaquín Tineo.

“De la manera que el baloncesto y el deporte en general, el Pabellón de la Fama también está de luto, ya que pierde a uno de

sus miembros más ejemplares dentro y fuera de las canchas de basket”.

“Nos solidarizamos con toda su familia y pedimos al Todopoderoso que les de la fortaleza necesaria en el momento de dolor por el que están pasando”, concluye la nota de la institución, cuyo presidente es el doctor Dionisio Guzmán.

Cabrera, catalogado el basquetbolista dominicano más completo de todos los tiempos y uno de los mejores de Latinoamérica en la historia del deporte del aro y el balón, perdió la batalla contra el cáncer de páncreas a las 12:15 de la madrugada de este martes 23 de marzo.

Su deceso se produjo en la ciudad de Nueva York, Estados Unidos. Tenía 67 años de edad. En su época de jugador, Cabrera fue conocido como el apodo de “El Inmenso”, en reconocimiento a sus habilidades atléticas. A Cabrera le sobreviven sus hijos Ayanna, Ricky y Javier, todos residentes en los Estados Unidos.

En los próximos días sus restos serán trasladados a la República Dominicana para recibir cristiana sepultura en Santo Domingo, como era un deseo manifiesto del Inmortal del Deporte Dominicano Clase 1998. En Nueva York es velado en la Funeraria Ortiz del Alto Manhattan en Avenida Broadway y Calle 190.

Cabrera fue un estelar delantero con el equipo de la Universidad East Texas State donde obtuvo una licenciatura en Educación Física. Luego de su última temporada en 1975-76 fue seleccionado por Milwaukee Bucks en la décima ronda del sorteo colegial y sobrevivió hasta el último recorte de los entrenamientos.

Poseedor de un tiro de salto de larga distancia y un impecable manejo del balón, Cabrera tuvo un promedio de efectividad de 50.9

en tiros de campo, 7.6 rebotes por juego y 13.3 puntos por partido en sus cuatro años defendiendo los colores de su alma mater, en dos de los cuales fue escogido como MVP.

El Jugador Más Valioso de Centrobasket 1977 en Panamá y los XIII Juegos Centroamericanos de Medellín 1978, el espigado atleta con una talla de 6-7 y 200 libras, es dueño de la marca dominicana de puntos en un juego en el Torneo del Distrito Nacional.

Vistiendo la franela del Club San Lázaro, Cabrera anotó 61 puntos contra Eugenio Perdomo el 29 de junio de 1977, quebrando su propia marca de 57 fijada frente a San Carlos el 24 de julio de 1976.

En el escenario internacional, su mayor producción fue de 46 puntos en un intercambio frente a la Selección de Puerto Rico en el Coliseo Roberto Clemente.

Durante su paso por el baloncesto del Distrito Nacional, con los equipos de San Lázaro y Naco, Cabrera acumuló 3,378 que lo colocan en la quinta posición de todos los tiempos.

Hugo debutó en el torneo local en 1976 con una producción media de 22.5 y 10.4 rebotes por juego y su máxima campaña la registró al año siguiente cuando mereció el título de Jugador Más Valioso tras registrar un promedio de 31.1 puntos y 12.8 rebotes.

Hugo Cabrera nació en Santo Domingo el 23 de octubre de 1953 y emigró junto a su madre a la ciudad de Nueva York, donde vivió en Harlem hasta los 18 años, asistiendo a la Escuela Superior de Brandeis, donde fue nombrado en varios equipos Todos Estrellas que le merecieron una beca en East Texas State.

En la Conferencia de la Estrella Solitaria, Cabrera fue parte del Equipo All-America de la National Association of Intercollegiate

Athletics en tres ocasiones. En su carrera universitaria anotó 1,458 puntos y atrapó 842 rebotes.

Siendo jugador de secundaria, Cabrera visitó el país a comienzos de los años 70 jugando brevemente con el equipo de San Lázaro a instancias de su padre, un profesor de la Facultad de Finanzas en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD).

En 1978, Cabrera recibió una invitación para tomar parte en los entrenamientos de los Knicks de Nueva York luego de observar videos de sus actuaciones contra el equipo de Houston Rockets. Terminó jugando con los equipos de Wilkes-Barre y Allentown en la Continental Basketball Association (CBA) donde tuvo un promedio de 33.6 puntos por partido.

Deja un comentario